post thumb Fundación universitaria bellas artes

Fundación Universitaria Bellas Artes comprometida con la cultura

En la naturaleza y filosofía de la Fundación Universitaria Bellas Artes (2007-2018), como institución heredera del legado centenario del Instituto de Bellas Artes de Medellín (1910-2018), se encuentra en su vocación social, el estímulo a la creatividad, la cultura y la innovación; si bien su objeto se centra en la formación profesional de nuevos creativos, su labor supera su esencia pedagógica en la enseñanza del arte para responder a las necesidades sensibles, expresivas y creadoras de su comunidad.

 

El lenguaje que resalta esta Institución, parte de la creatividad y la innovación desde y hacia las artes visuales, con disciplinas como diseño, publicidad, tecnología, música, fotografía e industrias culturales y creativas. Precisamente, Bellas Artes Medellín, entidad creada por la Sociedad de Mejoras Públicas de esta misma ciudad, es la única institución universitaria especializada en las artes a partir de las lógicas del sector de las industrias culturales y creativas con vocación global-local. Además, dentro de los procesos formativos y sus dinámicas curriculares, se aplica la investigación-creación transdisciplinaria en relación con la ciencia y la tecnología para la innovación, orientando todo el conocimiento y experiencia hacia el aparato productivo y de aplicación múltiple, garantizando la integralidad de los procesos de formación académica y la proyección profesional de sus estudiantes.

 

En cuanto al equipo docente se refiere, a este se unen alumnos y egresados con el fin de conformar semilleros de investigación, para la creación de proyectos que le dan sentido a las 6 líneas de investigación de los programas de pregrado existentes: artes plásticas, diseño visual, diseño interactivo, fotografía, comunicación publicitaria y música.

 

Teniendo en cuenta los datos anteriormente mencionados, se explica la razón de ser del arte como una rama consecuente de la creatividad, y derivativa de la innovación para abrirle paso a espacios distintos a los que le son inherentes: la industria por ejemplo, requiere mayores niveles de creatividad e inventiva; la tecnología exige cada vez más originalidad e imaginación para responder las demandas de la vida cotidiana; la sociedad necesita nuevos modelos de relacionamiento más sensibles; la política exige nuevos discursos y nuevos modos de activación pública; la cultura se expande hacia otros escenarios de la vida social.

 

Es allí donde la Fundación Universitaria Bellas Artes ha constituido su deber ser y su objeto misional; en su naturaleza está la creatividad como principio, la innovación como objetivo y la pertinencia social como modelo ético. Ahora bien, Bellas Artes Medellín ha alcanzado sus mejores logros institucionales de la mano de un equipo de docentes y administrativos vinculados a los distintos escenarios culturales; un grupo que cuenta con artistas, diseñadores y músicos reconocidos en la escena local y nacional, así como humanistas y científicos sociales, administradores, y una alta gerencia que es consecuente con las dinámicas de la creación y la innovación, sus riesgos y sobre todo, sus posibilidades.

 

Para Bellas Artes, preservar la calidad de su comunidad educativa es prioritario, de allí que precisamente decida especializarse en las disciplinas donde las artes son su esencia, y aun cuando, cuantitativamente, sea una institución pequeña, es altamente especializada y reconocida en el país como una institución líder, comprometida con la dinámica cultural de la región (Reconocimiento Mercurio de Oro, FENALCO 2010).

 

Finalmente, Bellas Artes integra la investigación y el currículo con ciencias básicas como la biología, la ingeniería de software, la mecatrónica y la arquitectura, a partir de convenios y alianzas universitarias con instituciones reconocidas en el país y en el exterior, en países como Italia, España, Estados Unidos, México y Argentina. De este modo, logra estrechar lazos de cooperación, y amplía sus redes de trabajo.

 

 

Ejemplo de ello son los convenios actuales con universidades pares: Escuela de Ingeniería de Antioquia, Instituto Pascual Bravo, Instituto Tecnológico Metropolitano, Universidad Nacional de Colombia; o con cooperantes internacionales como: Cittadellarte-Universidad de Las Ideas (Biella, Italia), Hangar.org (Barcelona), Instituto Lorenzo de Medici (Florencia) y Universidad de Guadalajara (México).

 

;